Nutrición energética

Desde que nacemos empezamos a alimentarnos buscando a través del alimento no tan solo los nutrientes que nuestro cuerpo físico necesita sino también los nutrientes que alimentan a nuestro cuerpo emocional.
No es por que sí que un bebé coma mejor cuando está lactando abrazado a su madre y siente su ternura y su olor que cuando se le da el biberón sentadito en una tumbona sin tocarlo.

La comida emocional nos nutre más que la comida física. De esta manera, si aprendemos a conocernos a nosotros mismos y a ver qué necesita nuestro cuerpo emocional, nos será mucho más fácil usar la comida con una doble vertiente: nutritiva para el cuerpo físico y satisfactoria para el cuerpo emocional.

Por otro lado, si también aprendemos a conocer la energía de los alimentos y a cómo usarlos dependiendo de cómo nos encontremos, no tan solo nos nutriremos con lo mejor a nivel físico sino que le daremos al cuerpo emocional un estado de relajamiento, energía, paz y presencia que le ayudaran para que consiga todo aquello que se proponga conseguir en la vida.

Una vez hecho esto no habrá lugar para atracones de comida, para castigos físicos con excesos de alcohol, azúcares, grasas saturadas, químicos...ya que nuestras emociones satisfechas lo que querrán es que nuestro cuerpo físico continúe sintiéndose bien.

 

  • Holnature
  • c/Merce 21 2-1
    08002 Barcelona 
  • 629 24 77 92
  • +34 93 319 99 38

Formulario

Mapa